Lic. Irina Rodriguez

Lic. Irina Rodriguez

psicologo

psicologo

sESION ONLINE

La Primera

GRATIS!

“Adultos Aprendiendo Cómo Niños”

¿Quieres Aprender El Enfoque Gestáltico?

Se centra en el restablecimiento de tu equilibrio emocional y relacionales con el objetivo de que puedas conseguir una vida más plena, mediante:

  • El reconocimiento y expresión de tus emociones.
  • El contacto con tus necesidades para poder satisfacerlas.
  • El aumento de tu autoestima y una mayor confianza en ti mismo/a.
  • El saneamiento de tus relaciones personales (pareja, familia, amistades, trabajo)
  • La superación de duelos, heridas y sufrimientos.
  • El afrontamiento y el logro de tus objetivos.
  • El conocimiento y desarrollo de tus propios recursos personales (cognitivos, emocionales y de acción). Leer mas…

La Terapia Gestalt es una terapia perteneciente a la Psicología Humanista, la cual se caracteriza por no estar hecha exclusivamente para tratar enfermedades, sino también para desarrollar el potencial humano.

La palabra gestalt no tiene una traducción lineal al castellano, pero
significaria algo así como “totalidad”, “forma” y/o “procesos”. Todo recorrido
y todo lo qué hacemos es una Gestalt.

Cada individuo es diferente, y esta terapia tiene en cuenta eso, cada uno con
su historia, sus ritmos, sus esquemas mentales, su manera de percibirse y
percibir el mundo, con capacidades y dificultades, por eso la terapia se
transforma en base a aquello lo qué el paciente necesita y puede en ese
momento.
Trabajamos desde el “aquí y ahora”, desde lo que pasa en ese momento, lo
más importante es ir cerrando y resolviendo lo que acontece en el momento
presente, para qué no quede interrumpiendo y molestando. En base a eso se
retoman temas pasados para poder ir descubriendo qué los llevó hasta el
presente, qué más de lo mismo sigue haciendo para obtener esos resultados
actuales.. Leer mas….

La Terapia Psicológica Online, sigue la misma técnica que la terapia presencial, es decir, evaluar y tratar las dificultades que nos hacen sufrir, en relación con el entorno y con nosotros mismos.

se emplean las diferentes técnicas y conocimientos  gestalticos. Todas ellas dirigidas a trabajar los síntomas desde la raíz, construyendo desde tus propias capacidades. Un apoyo para iniciar el aprendizaje de estrategias desde el autoconocimiento.

De esta manera se logra emprender, sin juzgarte, el camino que te ayudará no solo a resolver tu dificultad principal, sino también a relacionarte con el mundo y con los demás de manera más eficaz. Favoreciendo  así, un desarrollo pleno y feliz.

  • Cuando aparecen síntomas físicos de ansiedad, estrés o pensamientos recurrentes.
  • Cuando nos cuesta relacionarnos con los demás, nuestras relaciones son difíciles o conflictivas o mostramos dependencia emocional.
  • Cuando sentimos una baja autoestima, nos sentimos inseguros y no creemos en nuestras capacidades.
  • Cuando estés viviendo una situación de maltrato en el trabajo o en la pareja y necesites recobrar la confianza y aprender estrategias de afrontamiento.
  • Cuando nos exigimos demasiado y nos sobrecargamos con lo nuestro y lo de los demás.
  • Cuando tenemos alteraciones del sueño o de la alimentación que nos afectan en el ánimo.
  • Cuando tenemos pensamientos negativos desproporcionados, sensación de vacío y desesperanza.
  • Cuando vivimos demasiado asustados pensando en el futuro y anticipando.
  • Cuando hemos perdido a un ser querido y necesitamos hacer el duelo o estamos viviendo una ruptura de pareja o situación de desamor.
  1. Recupera tu equilibrio emocional y bienesta.
  2. Expresa de manera asertiva tus sentimientos, emociones y opiniones.
  3. Desaprende la ansiedad y aprende a manejar sus síntomas.
  4. Recobra tu autoestim.
  5. Logra cambiar comportamientos que te paraliza.
  6. Aprende a decir no y a perder el miedo al conflicto.
  7. Mejora tu calidad de vida, aprende a pensar en positivo.
  8. Confía en tus capacidades
 

“Miedo anticipado a padecer un daño o desgracia futuros, acompañada de un sentimiento de temor o de síntomas somáticos de tensión”. La ansiedad es un síntoma, una señal que nos alerta de lo que pueda estar sucediendo en nuestra relación con el entorno.

La ansiedad normal, la que es vista de manera positiva, es aquella que nos advierte que hay un posible peligro concreto o la que nos señala que se acerca un acontecimiento que nos demanda un poco de “nervios”. Puede ser considerada como algo normal, una señal positiva de salud, ya que nos ayuda en lo cotidiano a resolver ciertas situaciones o problemas puntuales. Es un ajuste creativo que nos pone en un lugar de buscar soluciones y alternativas. Siempre y cuando “eso” que me genera ansiedad sea algo concreto y real.

Todos generamos ansiedad frente a ciertos hechos, sobre todo en aquellos que nos generan incertidumbres por ser nuevas experiencias para nosotros. En estos casos nos ayuda a estar más alerta y atentos, sería como más despiertos, con las antenas paradas. Cierto grado de ansiedad que no sea PARALIZANTE y que baje en poco tiempo, es normal y efectiva.

Cuando la ansiedad nos PARALIZA y se sostiene durante un periodo prolongado de tiempo, comienza a ser nociva para nuestro organismo, en su totalidad. Digo en su totalidad porque desde la MENTE podemos empezar a:

· tener problemas para mantener una atención focalizada,

· olvidarnos de cosas,

· no pensar con lucidez,

· cometer más errores de lo habitual,

· Sensación de apuro o andar corriendo, sin tiempo.

· Miedo y preocupaciones de fracasar o no poder cumplir.

Desde lo EMOCIONAL:

· comenzamos a sentirnos perturbados,

· más irascibles,

· con menos tolerancia

· con ganas de llorar,

· nos empezamos a sentir sobrepasados.

Desde el CUERPO:

· lo más probable es que nos sintamos cansados,

· con más contracturas por la tensión muscular,

· presión o dolor en el pecho,

· dolor de cabeza tipo tensional,

· acelerado el corazón.

Se convierte en patológica cuando “aquello” que me genera ansiedad no es real, es imaginario, y a veces, ni siquiera sé que es eso. Así, podemos decir que la ansiedad es estar en el futuro, futuro incierto, que no existe y que por lo general es desfavorable y en el extremo aterrador. Vivimos en una realidad paralela y estamos siempre en “alerta”.

Cuando la persona interrumpe el contacto con esas situaciones que le producen ansiedad, esta energía y la resolución del conflicto quedan latentes y la ansiedad se agiganta. La situación se ve como peligrosa y amenazante, como muy grande para ese sujeto. La sensación de “no poder con esto” se encuentra a la orden del día. Así pasa de ser una ansiedad que habilita a la creatividad y autoconfianza, a ser patológicamente inhibitoria y desgastante.

Existe la incapacidad de diferenciar un peligro real de uno imaginario. Es como una lucha interna entre lo que sucede realmente y lo que cree que debería suceder. Batalla que nos lleva a paralizarnos hasta el grado de disminuir nuestra capacidad de acción, nuestra voluntad y poder realizar los ajustes necesarios en nuestra vida. La persona se siente indefensa, pierde fuerzas y mantiene en su pensamiento esta situación, una y otra vez, generando un estado mental caótico.

Puede suceder que la ansiedad se convierta en miedo. La solapamos, la disfrazamos de miedo para evitar enfrentarnos a ella. Acá solo queda correrme de eso que me da miedo.

Los pensamientos negativos en este tema son muy recurrentes. Pueden ser muy variados, suelen recoger el MIEDO central de la persona, por ende, son de índole catastróficos y dramáticos: “Seguro que me bloqueo al dar el examen”, “Seguro salgo de casa y me roban”, “Me va a dar un infarto”, “Se van a burlar de mi” y demás pensamientos automáticos.

Por tanto, es fundamental aprender a cambiar los pensamientos negativos. Primero me tengo que dar cuenta cuales son las cosas que pienso y que vivo como reales. Por lo general, como son automáticos, se nos suelen pasar desapercibidos y no los hacemos conscientes. Para esto debo estar más presente y prestar atención a lo que pienso y a lo que imagino.

En segundo lugar, debemos darle lugar a nuestro cuerpo y a sus sensaciones y reacciones. Una no lucha contra las manifestaciones de la ansiedad. Es conveniente que uno se atreva a sentir ansiedad en el cuerpo de manera plena, prestándole atención y no juzgando como bueno ni malo, simplemente son sensaciones. Para identificarlos y poder hacer algo con ello. La experiencia es personal y subjetiva, la idea es ir sacándole juicios de valor.

Además, debemos enfrentarnos, paso a paso, de manera realista y cuidada, a aquello que nos da miedo. Superando, de a poco, esas situaciones, nos vamos dando cuenta de que nosotros podemos y de que no era para tanto. Esto nos llena de confianza y soltura para vivir más libremente.

TAREA:

· ¿Puedes reconocer algún síntoma de la ansiedad?

· ¿Cuáles son los más frecuentes?

· Registra y anota ante que situaciones específicas te pones ansioso.

· ¿Qué puedes hacer de ahora en más cuando registres que estas ansioso?

· Realiza una lista con tus pensamiento automático más recurrentes y negativos.

“Situación donde un individuo, o de algunos de sus órganos o aparatos, que, por exigir de ellos un rendimiento superior al normal, los pone en riesgo de enfermar”.

El estrés impacta profundamente en nuestra situación física y/o emocional. Puede provenir de CUALQUIER situación o pensamiento (personal) que lo haga sentir a uno frustrado, enojado o nervioso. Se lo puede definir como un conjunto de REACCIONES fisiológicas (porque lo empezamos a notar cuando empiezan a aparecer los síntomas corporales, sumado a todas las sustancias por dentro del cuerpo que se activan y segregan) que se presentan cuando una persona pasa por algún momento de tensión nerviosa. Esto puede ocurrir por diversas situaciones como el exceso de trabajo, ansiedad, situaciones traumáticas que se hayan vivido, etc.

El estrés era la repuesta ADAPTATIVA en los tiempos antiguos. Frente a un peligro prepara el cuerpo para pelear o para huir, para quedarse a combatir o para fugarse. En la actualidad esta respuesta sirve en situaciones críticas de emergencia como para frenar el auto repentinamente para evitar un accidente, si me están por venir a robar para salir corriendo, cuando se tiene que actuar con rapidez en alguna situación que lo requiere. En esos momentos, cortos momentos, el estrés ayuda a tener más fuerza, a estar más atentos y actuar con rapidez.

Además, se puede activar en situaciones más sencillas, en la que no corras peligro, como cuando te tienes que mudar, te preparas para una fiesta o cuando estas frente a un examen. Un poco de esto puede ayudar a mantenernos más atentos, listos para hacer frente a cualquier reto. Una vez pasada la circunstancia, el sistema nervioso vuelve a su normalidad, listo para responder una vez que sea necesario.

| Pero el estrés no es siempre una reacción a cosas inmediatas o momentáneas. Eventos progresivos o a largo plazo, como un divorcio o el traslado a un nuevo vecindario o escuela, también pueden causar estrés. El estrés de larga duración, pero con poca intensidad, ósea un estrés sostenido en el tiempo, ocasiona dificultades y síntomas en la persona. Porque el sistema nervioso se siente así en tensión continua, no tiene descanso, agota todas las reservas del cuerpo. El sujeto que pasa por esto, se siente cada vez más cansado y abrumado, debilitándose su sistema inmunológico y ocasionando otros problemas por falta de defensas.

Las situaciones que causan mayor estrés están medidas en un ranking, de mayor estrés a menor: muerte del cónyuge, divorcio, separación, encarcelamiento, muerte de un familiar cercano, lesión o enfermedad, boda, despido del trabajo, reconciliación matrimonial, jubilación, alteraciones en la salud de algún miembro de la familia, embarazo, problemas sexuales, un nuevo miembro en la familia, reajuste de negocios, cambios en la situación

económica, muerte de un amigo próximo, cambio del tipo de trabajo, cambio en el número de peleas con el cónyuge; y la escala sigue pero estas son las más importantes.

Podemos hablar de dos tipos de estrés fundamentalmente:

· Estrés agudo: Desaparece en corto tiempo. Ayuda a controlar las situaciones peligrosas y de rápida acción; también cuando hacemos algo nuevo o emocionante. No ocasiona síntomas, si se puede sentir un cansancio y el cuerpo pesado, al finalizar la tarea o la situación.

· Estrés crónico: Perdura por un periodo de tiempo prolongado. Aparece con situaciones desfavorables que mantenemos en el tiempo, como un trabajo que no nos gusta o una pareja que no es feliz. Lo que puede suceder es que nos podemos acostumbrar a vivir con estrés y no nos damos cuenta de lo mal que vivimos. Cuando existe este tipo de estrés, el cuerpo se mantiene alerta y consumiendo energía, aun cuando no hay peligro real. Aparecen síntomas específicos de salud.

Todas las personas sienten el estrés de una manera diferente. Algunas personas se enfadan, comportándose de manera poco apropiada y desquitándose con los demás. Otras personas lo esconden y comienzan a padecer de problemas alimentarios o abuso de sustancias ilegales. Las personas que padecen de una enfermedad crónica también notan que los síntomas de su enfermedad se acrecientan cuando tienen una sobrecarga de estrés.

¿Qué puedes hacer para manejar la sobrecarga de estrés, o mejor aún, eliminarla? A medida que vamos siendo consciente de lo que nos tensiona y estresa, podemos comenzar a hacer algo con eso. Saber cómo disminuir la presión, el estrés de las circunstancias (sean buenas o malas), va a tener que ver con tus formas.

Sugerencias:

· Solo haz lo justo y necesario. Lo ideal sería no sobrecargarte de actividades. Poder poner las cosas en perspectiva, no queriendo hacer todo a la vez y no pensando en “solucionar” la vida. Regular que es lo urgente, lo importante y lo otro. Así ponemos el foco de a una cosa por vez, paso a paso y no todo junto.

· Realidad en las expectativas. Nadie es perfecto, no intentes serlo. Esperar esa perfección de los demás ayuda a aumentar y sostener el estrés. Pide ayuda cuando lo necesites, esto nos aliviana y nos hace sentir acompañados.

· Descansa. Cuando dormimos estamos haciendo un montón, aunque no te des cuenta. El cuerpo se regenera y recupera su equilibrio. Así logramos mantener saludable el cuerpo y la mente, necesario para afrontar la vida, las situaciones de estrés y aumentar el disfrute. Si duermes menos de lo que tu cuerpo necesita, te enfadaras y frustraras con más facilidad y ni hablar de los errores por falta de energía ya atención.

· Toma momentos para relajarte. Lo opuesto al estrés y la tensión es el estado de relajación, crea una sensación de calma y bienestar. Así ayuda a tu cuerpo a relajarte y tu cuerpo te responderá con salud, tranquilidad y paz mental.

· Cuida tu cuerpo. Incluyendo una alimentación saludable y horas semanales de ejercicio (que te guste y te despeje). En momentos de estrés el cuerpo consume más energía y vitaminas, por eso la necesidad de alimentación que regenere y actividad física que libere tensión, nos despeje y nos llene de endorfinas.

· Comienza a incorporar pensamientos positivos. Es sabido que lo que estresa no es la situación en sí, sino la interpretación que hacemos de lo que está ocurriendo. Pudiendo pensar en los aspectos positivos y en que todo tiene solución, te ayudas a relajar. Ser optimista lleva una carga inmensa de beneficios.

· Resuelve las situaciones que aparezcan. Comienza resolviendo los problemas cotidianos y pequeños, así sentirás que tienes el control y tu confianza aumentara. Es un alivio resolver cosas y nos deja libre para otras cosas. Cuando tomamos las cosas con calma, paso a paso, vemos las diferentes opciones y elegimos más conscientemente.

Lo que no quiero mirar, aquello que guardo bajo la alfombra, cuando “hago que no pasa nada”, eso que no es mirado: CRECE, toma fuerza. Lo que no resuelvo, no se sana, no desaparece con el solo hecho de hacer como que no existe.

Si me llega la cuenta de la luz y no la pago, la rompo, la quemo, hago como que nunca existió, la deuda existe y seguirá existiendo. Cuanto más tiempo pase sin pagarla, acumula interés y se hace más grande. En algún momento me voy a tener que HACER CARGO, aunque me enoje, me duela, me parezca injusto, aunque no quiera y me genere esfuerzo: eso es mío y me tengo que encargar yo.

¿Qué es hacerme cargo? Mirar lo que es importante para mí, en este momento y elegir que quiero hacer con eso. Solo YO puedo hacerme cargo de mis cosas…y de las de nadie más.

El primer paso es MIRAR-ME, reconocerme como un TODO, que esto también es mío, no es ajeno ni está afuera. Mis SENTIRES (como les decimos), para algo están, tengo que mirarlos: HAGO FOCO, los pongo en primer lugar. Hacer foco es prestarles la completa atención, atenderlo.

Luego pasamos a desmenuzar, desmembrar, reflexionar, resignificar, entender, comprender, re-ver. ¿Qué me quiere decir? ¿para que aparece esto? ¿Por qué no quería verlo? ¿Qué genera en mí? ¿Qué dice de mí?…etc.

Así, llegamos a poder soltar, puedo dejar ir, dejar de pelear para “no ver”, ya no lo necesito. Estoy más clara, sé que tengo que trabajar, que cambiar y que me quiso decir ese sentir.

Así suelto lo que no quiero y tengo lugar y energía para tomar lo nuevo, lo que me dejo este proceso. La enseñanza, el aprendizaje y el crecimiento. Nunca somos los mismo después de este desafío, después de este viaje.

psicologo

Se centra en el restablecimiento de tu equilibrio emocional y relacionales con el objetivo de que puedas conseguir una vida más plena, mediante:

  • El reconocimiento y expresión de tus emociones.
  • El contacto con tus necesidades para poder satisfacerlas.
  • El aumento de tu autoestima y una mayor confianza en ti mismo/a.
  • El saneamiento de tus relaciones personales (pareja, familia, amistades, trabajo)
  • La superación de duelos, heridas y sufrimientos.
  • El afrontamiento y el logro de tus objetivos.
  • El conocimiento y desarrollo de tus propios recursos personales (cognitivos, emocionales y de acción). Leer mas…

La Terapia Gestalt es una terapia perteneciente a la Psicología Humanista, la cual se caracteriza por no estar hecha exclusivamente para tratar enfermedades, sino también para desarrollar el potencial humano.

La palabra gestalt no tiene una traducción lineal al castellano, pero
significaria algo así como “totalidad”, “forma” y/o “procesos”. Todo recorrido
y todo lo qué hacemos es una Gestalt.

Cada individuo es diferente, y esta terapia tiene en cuenta eso, cada uno con
su historia, sus ritmos, sus esquemas mentales, su manera de percibirse y
percibir el mundo, con capacidades y dificultades, por eso la terapia se
transforma en base a aquello lo qué el paciente necesita y puede en ese
momento.
Trabajamos desde el “aquí y ahora”, desde lo que pasa en ese momento, lo
más importante es ir cerrando y resolviendo lo que acontece en el momento
presente, para qué no quede interrumpiendo y molestando. En base a eso se
retoman temas pasados para poder ir descubriendo qué los llevó hasta el
presente, qué más de lo mismo sigue haciendo para obtener esos resultados
actuales.. Leer mas….

La Terapia Psicológica Online, sigue la misma técnica que la terapia presencial, es decir, evaluar y tratar las dificultades que nos hacen sufrir, en relación con el entorno y con nosotros mismos.

se emplean las diferentes técnicas y conocimientos  gestalticos. Todas ellas dirigidas a trabajar los síntomas desde la raíz, construyendo desde tus propias capacidades. Un apoyo para iniciar el aprendizaje de estrategias desde el autoconocimiento.

De esta manera se logra emprender, sin juzgarte, el camino que te ayudará no solo a resolver tu dificultad principal, sino también a relacionarte con el mundo y con los demás de manera más eficaz. Favoreciendo  así, un desarrollo pleno y feliz.

  • Cuando aparecen síntomas físicos de ansiedad, estrés o pensamientos recurrentes.
  • Cuando nos cuesta relacionarnos con los demás, nuestras relaciones son difíciles o conflictivas o mostramos dependencia emocional.
  • Cuando sentimos una baja autoestima, nos sentimos inseguros y no creemos en nuestras capacidades.
  • Cuando estés viviendo una situación de maltrato en el trabajo o en la pareja y necesites recobrar la confianza y aprender estrategias de afrontamiento.
  • Cuando nos exigimos demasiado y nos sobrecargamos con lo nuestro y lo de los demás.
  • Cuando tenemos alteraciones del sueño o de la alimentación que nos afectan en el ánimo.
  • Cuando tenemos pensamientos negativos desproporcionados, sensación de vacío y desesperanza.
  • Cuando vivimos demasiado asustados pensando en el futuro y anticipando.
  • Cuando hemos perdido a un ser querido y necesitamos hacer el duelo o estamos viviendo una ruptura de pareja o situación de desamor.
  1. Recupera tu equilibrio emocional y bienesta.
  2. Expresa de manera asertiva tus sentimientos, emociones y opiniones.
  3. Desaprende la ansiedad y aprende a manejar sus síntomas.
  4. Recobra tu autoestim.
  5. Logra cambiar comportamientos que te paraliza.
  6. Aprende a decir no y a perder el miedo al conflicto.
  7. Mejora tu calidad de vida, aprende a pensar en positivo.
  8. Confía en tus capacidades
 

Los beneficios de la terapia online

psicologo

  • Comodidad. Pues al no desplazarte, evitas perder el tiempo en desplazamiento
  • Mayor flexibilidad horaria. Nos adaptamos mejor a tu agenda
  • Elimina barreras a personas con movilidad reducida.
  • Anonimato. Al no tener que ir a la terapia presencial, es posible mantener el anonimato.
  • Desaparecen la barreras geográficas. Permitiendonos continuar con la terapia si tienes que viajar.
  • Menor coste. Debido a que es más económica que la terapia tradicional, ahorrandonos además los gastos derivados del transoprte.

psicologo

sESION ONLINE

La Primera

GRATIS!

“Adultos Aprendiendo Cómo Niños”

¿Quieres Aprender El Enfoque Gestáltico?

el libro

Un libro con vida

Este libro tiene la intención de que encuentres las herramientas y los recursos para expresar tu propia forma…. para expresarte desde lo que ERES.

Psicologia Gestalt aplicada a la vida cotidiana

Un libro con vida

Este libro tiene la intención de que encuentres las herramientas y los recursos para expresar tu propia forma…. para expresarte desde lo que ERES.

Psicologia Gestalt aplicada a la vida cotidiana

el libro

¿Tienes Alguna Duda? Responderemos Al Instante

Cerrar menú

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Gracias por confiar en nosotros política de cookiesplugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button